Desde el principio la música vocal estuvo ligada a la procesión que la hermandad realizaba el Viernes de Dolores con el Santísimo Cristo del Espíritu Santo por las calles de Zamora. En un primer momento la presencia de esta se reducía a la celebración del acto penitencial en el atrio de la Catedral, en el que se interpretaron las composiciones "Perdona a tu pueblo Señor" (1975), "Las Lamentaciones de Jeremías" (1977) y dos misereres gregorianos (1976 y 1978).

Desde 1976 la hermandad contó con un coro propio que a partir de 1978 actuará también durante el recorrido de la procesión (interpretando ese mismo año el "Dies Irae").

A partir de 1979 la hermandad va a contar con dos composiciones realizadas expresamente para ella por parte del musicólogo y compositor Miguel Manzano, el "Crux Fidelis", destinado a ser interpretado durante la procesión y el "Christus Factus Est", para el acto penitencial de la Catedral.

 

Coro Hdad. Espíritu Santo Zamora

El coro constituyó desde el principio un grupo activo y dinámico, con una densa vida asociativa dentro de la hermandad. Buena prueba de ellos fueron las diferentes cenas-homenaje organizadas por este grupo para agradecer la dedicación y el trabajo de diferentes personas a favor del engrandecimiento de la cofradía. Francisco Javier Escudero Arias es nombrado primer director y estará al frente de la formación hasta el año 2000, que asumirá la dirección Eduardo Vidal Rodríguez.

 

Crux Fidelis (Dibujo Raúl Ríos)

Crux Fidelis

El "Cruz Fidelis", (Antífona e himno de la Misa de los presantificados - Viernes Santo), es un himno escrito en honor a la Santa Cruz, que según la tradición fue escrito por Venancio Fortunato, obispo de Poitiers, en torno al año 600. Fue musicada por Miguel Manzano en tonalidad menor.

Christus Factus Est

El motete "Christus Factus Est", se trata de un fragmento de la carta del Apóstol San Pablo a los Filipenses (Flp 2, 8-9) que se ha incorporado a la liturgia de la iglesia como parte del Gradual de la Misa In Coena Domini (Jueves Santo). Actualmente se lee o canta como versículo antes del evangelio de la Misa del Domingo de Ramos. Según Estéban del Cigoñal (en comentario conservado en el archivo de la hermandad), Miguel Manzano compone aquí "una música sencilla y clara, escrita en tono menor con variantes de respuesta tono relativos y terminada con melodía alta para exaltar el nombre de Jesús dentro de su tonalidad menor".

Compartir

Submit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to TechnoratiSubmit to Twitter